BLOG

La realidad aumentada en conciertos y festivales

Según un estudio de la consultora Deloitte, para 2025 los millennials representarán el 75% de la fuerza laboral del mercado. Nuestro fuerte no es el análisis de mercado laboral pero sabemos que, a grandes rasgos, la edad de trabajar y la edad de asistir a espectáculos musicales forman un diagrama de Venn casi concéntrico, poblado por individuos de entre 25 y 55 años. Esto ya nos incumbe más.

Los hábitos de los millenials difieren bastante de los de las generaciones que les precedieron. La paciencia, por ejemplo, no es uno de sus rasgos distintivos – cada instante de inactividad es una oportunidad para echar mano al móvil y curiosear en redes sociales (también viven hiperconectados, otro de sus rasgos), visitar sus webs de referencia, comprar online o ver un capítulo de su serie favorita. Definitivamente aburrirse o esperar no están dentro de sus planes.    

Entretenimiento dentro del entretenimiento

Este comportamiento no ha pasado desapercibido para algunas franquicias de la NBA (Sacramento Kings) y la MLB (New York Jets y Los Angeles Dodgers, entre otras) que pretenden convertir los estadios en “ecosistemas digitales” de realidad aumentada. Aplicaciones como Virtex Arena ofrecen juegos AR multijugador que aparecen en el campo durante los tiempos de inactividad, manteniendo así la atención de miles de fans y asistentes que pueden participar a la vez y competir entre ellos viendo la acción desde su propia perspectiva, como si los personajes virtuales estuvieran realmente en el medio del estadio. 

De esta manera la experiencia social de los eventos se transforma: genera una interacción virtual (y real) entre asistentes y potencia su impacto en las redes sociales aun en los “ratos muertos”. 

¿Y en el negocio de la música?

Este año hemos visto algunas de las primeras implementaciones de realidad aumentada en la música en directo. El primer ejemplo es el uso de realidad aumentada en el reciente Experience + Innocence Tour de U2:

Como puede apreciarse en el vídeo, los irlandeses aprovecharon la intro de su concierto para ofrecer esta experiencia de realidad aumentada. Sabían que iba a haber miles de móviles en alto. ¿Por qué no ofrecer entretenimiento y hacer más chula la espera?

Otro ejemplo, si cabe más rimbombante, fue el espectáculo de realidad aumentada que Eminem incluyó en su set en Coachella:

Se trata, como sabréis, de uno de los festivales de mayor envergadura y programación más potente del mundo, por lo que destacar entre esa miríada de artistas y conciertos va, casi siempre, más allá del músico o del repertorio. En cuanto a momento memorable, el show de Eminem fue un highlight absoluto seguro. Objetivo conseguido.

Ésta es la tendencia. ¿A dónde nos lleva?

estadisticaAR
La tendencia queda bastante clara y el panorama de festivales y espectáculos musicales es un entorno ideal para albergar este desarrollo tecnológico. Quizás en unos años las barras dejarán de ser la parada obligada entre banda y banda, ya que estos nuevos consumidores hiperconectados y al acecho constante de vías de entretenimiento estará enfrentándose a monstruos virtuales o accediendo a contenidos exclusivos a través de sus pantallas. Y la organización, por su parte, tendrá dos nuevas oportunidades:

  1. Seguir generando notoriedad en momentos a priori muertos, no sólo con los ya míticos Instagram stories durante los shows.
  2. Generar ingresos si plantea el contenido de realidad aumentada como un modelo freemium, es decir, basado en una plataforma gratuita que a la vez ofrece compras in-game para mejorar tu rendimiento/ranking/resultados. Sólo escribiendo estas líneas se nos ocurren mil ideas.

Ahora puede sonar raro y hasta descabellado, pero no olvidemos que el mercado de los pagos integrados en videojuegos generó 26.000 millones de euros el año pasado y que una imagen así también hubiese parecido ridícula hace unos años.

Augmented Reality

Si bien son muchos los músicos que se han manifestado en contra del uso de móviles en sus conciertos, también existen otros que prefieren seguir el consejo del sabio refranero popular: si no puedes con tu enemigo, únete a él. Como decíamos más arriba, el mar de móviles en alto no va a desaparecer del mapa del show biz. ¿Nos quejamos o lo aprovechamos?

Comparte

Esta web utiliza la cookie _ga propiedad de Google Analytics, persistente durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web.
Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Politica de Cookies

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar